domingo, 28 de marzo de 2010

Cómo un coach puede hacer su vida más productiva

No importa donde resida, es bastante dificil que no conozca a una señora llamada Oprah Winfrey y el impacto que causó en millones de personas a través de los años.


Cuando una mujer tan apreciada como Oprah tiene algo que decir, la gente escucha, y lo que han estado escuchando en varios shows recientes es sobre una novedosa profesión denominada "coaching personal."

Si ha escuchado hablar del coaching pero no tiene una idea clara de lo que significa y como funciona, piense en términos de atletismo. En ese campo, aun una superestrella talentosa como, por ejemplo, Tiger Woods tiene un coach. Actualmente la gente de afuera del mundo deportivo está comenzando a descubrir que cuando se trata de algo tan importante como tener éxito en su negocio y en el juego de la vida, el resto de los mortales también nos beneficiamos de contar con un coach.

Diferencias entre un coach personal y uno deportivo

Una diferencia entre un coach personal y uno deportivo es que no es necesario que el coach personal sea un experto/a en el campo de especialización de su cliente o coachee, como se denomina. Uno no tiene que ser un contador, por ejemplo, para coachear contadores. De hecho, a veces ese conocimiento específico es una desventaja ya que los coaches personales no están para dar consejos.

Un buen coach nunca le dice al cliente lo que éste tiene que hacer. En cambio ayudará a su cliente a ser creativa/o, a tener recursos. Esto se basa en que el cliente es el/la único que sabe lo que es mejor para su negocio, posee las mejores respuestas a sus propias preguntas. El coach es simplemente su guía.

No hay jerarquías en la relación con el coach; uno no es el experto y el otro el estudiante. Sino más bien, el coach y el cliente forman una alianza basada únicamente en la agenda del cliente y en lo que esta o este desee conseguir. Juntos fijan objetivos y desarrollan un plan de acción para conseguir esos objetivos. Es total y definitivamente un esfuerzo de equipo.

El trabajo del coach

El coach provee las herramientas y la estructura para ayudar al cliente a profundizar el conocimiento de si misma/o y lo que quiere. Una vez que el cliente encuentra esas respuestas, invitablemente se siente más confiada/o en sus propias habilidades y su nivel de confianza crece vertiginosamente. Comienza a eliminar todos los "debería" y a conducir su vida en sus propios términos. Con la ayuda de su coach, gradualmente evoluciona hacia un "ser" humano en vez de un "hacer" humano.

Tipicalmente la gente recurre a un coach porque esta en una etapa de transición, porque quiere hacer crecer su negocio o porque esta buscando tener una vida más balanceada. Algunos vienen porque han estado tan ocupados haciendo todo tipo de cosas para todo tipo de gente que en algun momento del proceso se perdieron. Andan dando vueltas por ahí cantando la vieja tonada de Peggy Lee, "Es esto todo lo que hay?" y se preguntan cómo podrían volver a sentir la pasión que una vez tuvieron.

Cualquiera sean sus razones para recurrir a un coach, todos los clientes tiene una cosa en común: están atascados. Se dan cuenta que hay una brecha entre el lugar en el que están y en el que quisieran estar. Simplemente no saben como cubrir la brecha. El coach sí lo sabe. Al menos un coach entrenado lo sabe.

El background del coach

Sí, tambien tiene que ver el entrenamiento y, si está considerando comenzar a trabajar con uno, es crucial que le pregunte por su background. Muchos coaches ofrecen una sección gratuita a los potenciales clientes. Tómela, así podrá experimentar cómo trabaja un coach y el estilo particular de ese. Usted y el coach sabrán, al final de la sección, si forman un buen equipo.

En la profesión de coach existe un número de especialidades: coach de Negocios, coach de estilo de vida, coach de espiritualidad, etc, además de sub especialidades dentro de estas. Más allá de su especialidad, un coach habilidaoso atenderá todos los aspectos de la vida de su cliente. Somos, ya lo ve, seres multifacéticos, tridimensionales. No somos sólo entrepreneurs, agentes de bienes raices, diseñadores gráficos o dentistas. Tambien somos esposas, madres, empleadas, vecinas, novias, amigas y clientes. Todo esto juega conjuntamente cuando dirigimos y diseñamos nuestras vidas y es importante para el coach saber lo más posible de su cliente si es que va a ser de alguna ayuda. Si no examinamos cada aspecto de nuestra vida, podemos facilmente quedarnos cortos en el balance, realización y felicidad que nos merecemos.

Entonces nos resulta sencillo girar y gira como el hamster que corre alrededor de la rueda sin llegar a ninguna parte.

El telecoach

Resulta interesante que la vasta mayoría de los coaches resulten ser "telecoaches" que se "reunen" con sus clientes por teléfono varias veces al mes. Lo que mucha gente nueva en esta actividad todavía no comprende es que mucho del coaching sucede entre las llamadas! Ahí es donde ocurren los grandes "a-ha's".

Como la mayoría de los coaches trabajan telefónicamente, si se decide a tener uno, será mejor que comience a ver más allá de su patio trasero. Es mucho más importante elegir el coach que la ciudad. Muchos coaches trabajan con clientes en muchos pueblos y ciudades diferentes, inclusive en diferentes países. Con un buen servicio de telefonía de larga distancia, puede tener el coach que se adapte perfectamente a sus necesidades.

Leni Chauvin
Coach Profesional Certificada